¿Posiblemente estabas buscando Movies-Net.com para Netflix USA?

Aakhri Adaalat

Film, 1988, 148 minutos
Aakhri Adaalat
Un intrépido oficial de policía atrapado en un trabajo de oficina decide hacer justicia por mano propia cuando los peores criminales salen libres por un error técnico.
El film Aakhri Adaalat fue publicado en 1988 y dura 148 minutos. Apta para mayores de 13 años. Esta film es Emocionante.
HDUHD 4KHDRDOLBY VISIONDOLBY SURROUNDDOLBY ATMOS

Aakhri Adaalat en IMDB

Puntuación: 5,4 de 10

Police Inspector Amar (Vinod Khanna) undertakes a risky venture as he arrests some notorious underworld thugs. Amar is dismayed to see the criminals released due to a technicality, and he is quickly relieved of his badge. As the movie builds to a violent conclusion, he is forced to take justice into his own hands.

Actores en Aakhri Adaalat

Director

Más como Aakhri Adaalat

La puntuación que se muestra al lado del título se basa en la media de puntuaciones de Netflix, Moviemeter e IMDB, y es un número comprendido entre 0 y 5.

¿Nuevos estrenos por email?

Recibe un email semanal con todas las películas y las series nuevas que Netflix ha sacado esa semana.

Haz clic aquí para registrarte gratis.

Khakee: The Bihar Chapter
Mientras persigue a un despiadado criminal en Bihar, un policía honesto acaba inmerso en una cacería mortal y una batalla moral teñida de corrupción.
Lesson Plan
Tras la muerte de un profesor, su mejor amigo —un expolicía— acepta un puesto en la escuela donde este trabajaba para confrontar a la pandilla que considera culpable.
The Violence Action
De día, es una estudiante universitaria dulce y aplicada. Pero de noche, es una asesina a tiempo parcial que está a punto de enfrentar su mayor desafío.
1899
Año 1899. Cuando misteriosos eventos cambian el curso de un barco de inmigrantes rumbo a Nueva York, un complejo enigma empieza a develarse para sus desconcertados pasajeros.
Monica, O My Darling
Un experto en robótica decide unirse a un plan criminal cuando un apasionado romance toma un giro inesperado, pero nada —ni la muerte— es lo que parece.